Practicar la oración de intercesión es una forma de tener en lo más profundo del corazón a las personas que te rodean y/o acompañan en el camino de la vida, y modela positivamente tu relación de amor con cada una de ellas.